Accés al contingut Accés al menú de la secció
 
 

Movilidad

Inicio  > Temas  > Movilidad accesible
 

Movilidad accesible

Todas las personas tienen derecho a desplazarse de forma segura por el espacio público y de acceder sin tropiezos a los medios de transporte públicos colectivos, sean cuáles sean sus características físicas.

La adaptación y el mantenimiento en buen estado de las aceras para facilitar el desplazamiento de las personas con movilidad reducida, y la instalación de semáforos acústicos en los cruces de calles con un gran volumen de tráfico para informar a las personas con visión reducida, deben ser, pues, un objetivo prioritario de los responsables de la vía pública de las ciudades con el fin de garantizar la accesibilidad universal.

El acondicionamiento de las estaciones de metro, ferrocarril y tranvía, y la adaptación de las flotas de autobuses, para hacerlas más accesibles, contribuye también a que este grupo de la población utilice este tipo de medios en las mismas condiciones que el resto de la ciudadanía.

La red de metro de Barcelona tiene actualmente 97 estaciones adaptadas (76%) y se están adaptando de nuevas. La red de Ferrocarrils de la Generalitat de Catalunya tiene 72 (95%), y también está adaptando otras. La red de tranvía, al circular en superficie y ser de construcción reciente, es toda accesible para las personas con movilidad reducida.

 
Para avanzar en el objetivo de garantizar la accesibilidad universal de las personas con movilidad reducida, la Administración pública impulsa actuaciones de diversa índole en colaboración con entidades y agentes sociales que promueven la integración de este colectivo.
En la Región Metropolitana de Barcelona, todos los servicios de transporte público colectivo- autobús, tranvía, ferrocarril- están adaptando sus vehículos y estaciones. (...)